Francia es el país invitado a la BIM Summit de 2017

Francia será el país hospedado en la próxima edición del European BIM Summit, que tendrá lugar el 25 y 26 de mayo en Barcelona.

 

Francia prevé contribuir a la Economía Digital de la construcción con un plan dotado con 20 millones de euros dedicado a la creación de toda una serie de estrategias, acciones, proyectos, estudios y premios para divulgar y desarrollar los entornos BIM.

 

El gobierno francés, siempre reticente a adoptar anglicismos, ha denominado el documento que regirá su estrategia como Plan Transition Numérique dans le Bâtiment o PTNB.

 

Si el Reino Unido fue el país invitado en la pasada edición del European BIM Summit 2016 por su declaración como “país BIM” y por cumplimentar los requerimientos del Level 2 desde el mismo 4 de abril de 2016, el país hospedado en el EBS2017 será Francia.

 

La estrategia de este país es diferente al approach británico. Parte de un estudio sobre el futuro del planeta situándolo en 2050: el 67% de los habitantes del mundo residirán en ciudades (frente al 52% actual), existirá un mercado potencial en el sector de la construcción de 1,5 billones de euros en 2020, y un potencial de exportación de 0,1 billones de euros para el mismo año.

 

Frente a esta situación, identifica 10 empresas francesas (GDF-Suez, Schneider Electric, EDF, Vinci, Unball-Rodamco, Saint-Gobain, Lafarge, Legrand, Bouygues y VeoliaEnvironment) entre los 40 líderes mundiales; junto a 5 institutos de excelencia (INEF-4, Efficacity, PS2E, Supergrid y FCBA).

 

De esta manera, plantea la Industrie du Futur que requerirá el país bajo nueve filones de desarrollo, entre ellos los que afectarán al sector de la construcción: seguridad digital, objetos inteligentes, la economía basada en el big data, la ciudad sostenible, los nuevos recursos… Y al mismo tiempo visualiza cinco pilares: el desarrollo de la oferta tecnológica, el acompañamiento en esta transformación, la formación de los empleados, el refuerzo de la cooperación internacional bajo normativas y estándares y la promoción de la industria francesa del futuro. Todo lo cual lleva a provocar el gran reto:

 

“Le développement de nouveaux usages numériques dynamite le fonctionnement traditionnel de l’administration et la contraint à impulser en interne une dynamique de changement”.

 

En definitiva, la digitalización de los procesos –entre ellos el de la construcción- va a dinamitar el funcionamiento tradicional de la administración pública –aviso para todos los implicados- y obliga a impulsar el cambio, o sea a adoptar lo antes posible el cambio de paradigma.

 

Para saber más: http://www.batiment-numerique.fr/

 

sans-titre-9